since 2006

Posts Tagged ‘Saviola’

Me alegro, me alegro y me alegro

In Barça on 16 julio 2007 at 9:36 pm


Y es que la cosa no podía terminar de otra forma. En este culebrón todo el mundo ha terminado cansado: la Roma de Chivu, Chivu de sus representantes, el Inter de Chivu, el Barça del Madrid por entrometerse… Y lo más importante: los que han quedado como malos de la película han sido, por una puñetera vez en la vida, los agentes del jugador.

Todavía recuerdo las lágrimas de Ronaldo cuando Reinaldo y Pita, sus agentes en el 97, le comunicaron que no había acuerdo con el Barça una hora después de decirle que todo estaba hecho. No era Núñez de esos tipos a los que se le pueden torear, y mucho menos en cuestiones económicas, después de haber cogido la presidencia del club grande más ruinoso del mundo y convertirlo en un modelo de club a seguir. Los representantes quisieron rascar más dinero, Núñez dijo que ya estaba hasta el gorro, y luego toda la prensa se encargó de correr el bulo de que el presi del Barça había echado al mejor jugador del mundo.

Otro caso reciente fue el del traspaso de Luis Figo al Madrid. Entre el “ser superior” y el representante le prepararon al portugués un pastel amargo, muy amargo. Que no se engañe ni se enfade ningún merengue, pero hay que dejar bien clara una cosa: Figo se marchó del Barça por no arruinar económicamente a su amigo y agente Veiga. Y de nuevo, cómo no, toda la prensa deportiva cargó las tintas contra la presidencia azulgrana, que en aquellos momentos hacía diez horas que ocupaba Joan Gaspart. ¡Todavía no había llegado ni al despacho en su primer día, y ya le acusaban de dejar marchar al estandarte del club!

En fin, al grano que me enrollo. Está pero que muy bien que los agentes queden como los malos de la película, más que nada porque lo son. Después de todo, su profesión suele limitarse a sacar cuanta más pasta mejor, aunque sea por encima del corazón del futbolista o de tal o cual afición. A veces queda muy claro cuando se llevan un jugador lejos de nuestro club del alma. Otras veces tardamos en darnos cuenta, porque nos han traido al equipo a un crack, pero… más tarde descubrimos a qué precio, como en el caso de Saviola hace 6 años.

Y hablando de quedar mal, aprovecho para lanzarle una chinita al eterno rival. O más bien a sus gestores, que se han empeñado en suceder a Florentino otorgándose gracias a sus acciones el apodo de “seres inferiores”. Enredan en fichajes ajenos para encarecer el producto, pagan sumas desorbitadas tirándose piedras a su propio tejado para otras negociaciones… ¿Es cosa mía, o Pedja no da una a derechas? Será porque era zurdo.

Anuncios

Saviola en el País de las Maravillas

In Barça on 12 julio 2007 at 10:36 pm

El Pibito. El Conejo Saviola. Cuando sea presentado mañana por el Real Madrid se convertirá en el Conejo Blanco, como aquel que siguiera Alicia a través de un agujero para llegar al País de las Maravillas.

Yo siempre defendí a Javier. Números en mano, siempre ha sido uno de los jugadores con más gol en las tres temporadas que estuvo a nuestro servicio. Su porcentaje de goles por minuto era superior al de Kluivert, por poner un ejemplo. Sin embargo, siempre se le ha tachado de gafe (en los 5 años de pertenencia al club azulgrana, solo se han ganado títulos importantes cuando ha estado cedido) y de no valer para enfrentarse a los equipos grandes (curiosamente, lo mismo que le ha pasado al resto de la plantilla esta temporada). Lo que no logro entender es por qué hay que alabar a Capello por sus números, y no somos capaces de hacer lo mismo con Saviola. Misterios del fútbol.

Quizá una de las cosas que más me han molestado de los ataques a Saviola ha sido escuchar que solo le marca goles al Alavés o al Badalona. No pienso ponerme a buscar datos de sus dos primeras temporadas en el Barça, pero ahí había goles para todos los gustos, en todas las competiciones y frente a toda clase de rivales. Y que yo recuerde, Saviola no jugó solo ante el Badalona: había otros diez compañeros con él en el terreno de juego, y no obstante era el Pibito el que marcaba. ¿Ha sido mejor el rendimiento de Gudjohnsen? No. ¿Ha sido mejor el rendimiento de Ezquerro? No. ¿Ha sido justo que dispusiera de tan pocos minutos, con Ezquerro en la grada, Eto’o lesionado y Gudjohnsen siendo en realidad centrocampista? Claro que no. Y sin embargo…

Sin embargo, Saviola lleva dos veranos seguidos equivocándose. No sé si por culpa de sus representantes, o por sus posibles ambiciones económicas, decidió quedarse en el Barça el año pasado y aterrizar ahora en la capital. Desde mi punto de vista, dos errores importantes en su carrera. Saviola y su entorno pensaron el año pasado que, visto su sueldo, no habría ningún equipo de gran talla que quisiera además gastar dinero en su traspaso (a pesar de que el Barça dio en ese sentido todo tipo de facilidades), y prefirieron esperar a la ansiada carta de libertad para tener posibilidades de firmar por un grande que se hiciera cargo de su ficha. Eso es, en teoría, lo que ha conseguido. Sus aspiraciones económicas y de nivel de club se han visto colmadas con su salto al Real Madrid.

Saviola, no obstante, no tardará en percatarse de su error. A pesar de sus escasos 25 años, su carrera se ha visto interrumpida por alguna lesión inoportuna y por su cabezonería en cumplir su último año de contrato en el Barça, y aún se verá más interrumpida en el Madrid, club que le ha fichado solamente porque venía con la carta de libertad y porque procede del máximo rival deportivo. Un refuerzo de lujo para el banquillo, sí, pero que no creo que entre en el once titular de Schuster. ¿Cuáles son las posibildades de jugar de Saviola en un club donde ya militan Van Nistelrooy, Robinho, Raúl, Higuaín y Soldado, se quiere mantener a Reyes, fichar a Robben, y donde Baptista también hará lo posible por quedarse? ¿Es que Schuster va a jugar con un 4-0-6? No lo acabo de ver. Sinceramente, no lo veo.

Si en su primer par de apariciones tiene la mala suerte de no destacar, y de que los demás mencionados sí lo hagan, me temo que la carrera que tan brillante se prometía con la camiseta de River se habrá truncado casi definivamente. ¡Con lo fácil que hubiese sido aceptar hace un año ofertas atractivas como la de quedarse en Sevilla o irse a Zaragoza con su amigo Aimar!

A mí sí me hiciste feliz. Suerte, Pibito. De corazón. Espero que el Real Madrid sea para ti el País de las Maravillas, y no el País de Nunca Jamás.

¡Pide el álbum en tu quiosco!

In El Album del Madrid 07-08 on 20 junio 2007 at 10:15 am

Llega un momento decisivo, como todos los años, para Marca y AS. El verano no genera apenas excusas suficientes para rellenar 48 páginas, no hay ninguna campaña mediática que lanzar en pos de ningún título, y tampoco hay nada que decir de la Selección. Pero el acontecimiento social y benéfico más importante del año en periodismo ya se está preparando: ¡el gran Baile de Fichajes!

Muchos ya conocéis mi teoría humorística de la estrategia del Real Madrid para ganar todos los títulos: fichar a todos los jugadores de Europa, y que los demás jueguen con los utilleros. Es lo que yo llamo el Album de Cromos del Real Madrid 07-08. ¡Abramos unos sobres!

Vaya, en el primer sobre me salen los de siempre, Robben, Cesc, Kaká, Schuster y Saviola. En el segundo sobre aparecen Eto’o, Iniesta, Tévez, Dudek y Puerta. Y en el tercer sobre, Dani Alves y Gabi Milito. ¡No está mal para empezar!

Enlace: Cómo preparar un buen Marca, por Mister X

La semana más larga (capítulo 1)

In Barça on 1 junio 2007 at 5:49 pm

¡Maldita selección! Esta frase solo puede ser escuchada y coreada por cabezas que se mueven afirmativamente en España. Mientras que en el resto del mundo las aficiones se hermanan cuando suena el himno para olvidarse de los colores locales que cada uno defiende, en Iberia Sumergida nos parece un coñazo y un aburrimiento, sobre todo cuando nos corta la Liga. Claro, que eso ya no es culpa de la aficción, sino de Pepe Gotera y Otilio, chapuzas a domicilio (Léase LFP y FEF) y sus calendarios más cargados que el café de calcetín usado.

A lo que iba, que se me olvida. La prensa deportiva española está en las mismas que la afición: ¡Maldita selección! Durante un par de semanas, nada de lo que informar.
—Bueno, jefe, tampoco es para tanto, si informar, lo que se dice informar, casi no informamos ya de nada, y tampoco es lo que nos da de comer. Cualquier chaval con el Multifútbol del Plus y un blog informa de los resultados igual que nosotros, pero con mayor rapidez y todo.

—Pues si no hay nada de lo que informar, nos lo inventamos, que el formato de 40 y pico páginas no nos lo echa abajo ni Dios. A ver, ¿cómo podemos joder al Barça para que ganemos la liga nosotros, la creme de la creme, el mejor equipo del siglo XX?

Que se prepare todo el mundo. Se avecinan unos días de dimes y diretes, de fichajes falsos, de declaraciones dudosas y/o tergiversadas, de páginas y páginas llenas de basura a la que otros se empeñan en llamar periodismo. Sin embargo, antes de empezar con el repaso a la “actualidad”, quizá convenga recordar al lector neófito que los periódicos catalanes y los madrileños actúan contra los intereses del Barça por diferente motivo: los capitalinos solo dan la brasa cuando ve los títulos peligrar, intentando poner nervioso al oponente. Los catalinos, en cambio, sacuden durante todo el año, pues su único propósito es la búsqueda de intereses económicos, de marketing y políticos. El poder dentro del club, vamos. ¿Cuál es peor? No sabría con cuáles quedarme…

Pero empecemos ya con la desestabilización al Barça de los últimos días.

Aquí la desestabilización no es de ahora, sino de hace un mes escaso. Pero vamos a ver, ¿no estaba fichado, fichadísimo y requetefichadísimo por el Real Madrid? Si se publicaron hasta cantidades, por Dios. Y todavía había gente que decía que aquello no era un intento de fracturar el vestuario. ¿A qué venía entonces dar el fichaje por hecho? ¿Eso es periodismo informativo?

Creo que ya solo quedaba el Liverpool de los grandes por tener amarradísimo a Eto’o. ¡Vaya carita que se les habrá quedado a los demás equipos que van a compartir la propiedad de Eto’o la temporada que viene! Juventus, Milán, Real Madrid, Manchester, Chelsea…

Y aquí tenemos de nuevo al MD, “echando” del Barça al mejor delantero centro que hemos tenido desde Ronaldo: Eto’o. Unos dicen que viene a suplirle Henry, y otros dicen que viene…:

¡Oh, sí! ¡Esta es de las mejores de todas! ¡Gracias, Jaca, por abrirnos los ojos con tu lista de sustitutos del camerunés! ¡Sin duda, el francés es muchísimo mejor jugador (el año que estuvo en el Madrid marcó un gol en semifinales de Champions, dos al Barça, y otro en el Mundialito. Punto.) que Eto’o, y además mucho más amueblado de cabeza y nada polémico! No te joroba…

¿Y esta chorrada a qué viene? ¿Cómo vamos a querer que lleve la manija del Barça el que la lleva en un equipo mediocre y que no hace nada por evitar un 0-6? ¿Es para terminar de poner nervioso a Edmilson, a Motta o a Deco? Y hablando de Edmilson…

Otra muestra de lo fácil que es deformar unas declaraciones, en este caso al único diario del mundo más infame y manipulador que Marca, AS y MD todos juntos: La Gazetta dello Sport, propiedad de… ¿quién va a ser? Silvio Berlusconi. Vamos a ver, amico Silvio: ¿por qué no te presentas a las elecciones del Barça? Así tendrías mucho más rápido y barato a todos los jugadores del Barça que nos has tocado ya este año.

Me encantaría ver cómo Ancelotti sienta en el banco a Pirlo o a Gatusso por Edmilson. De verdad que tengo ganas de verlo. Seamos serios, hombre. Esta “jugada” desestabilizadora está muy clara: Rijkaard decide que le va mejor con un pivote defensivo, y ahora de repente el que tenemos se quiere ir. ¿Pero habéis escuchado las declaraciones reales, abrazafarolas?

¿Y? ¿Y qué? Desafío al Marca a encontrar un jugador que esté contento por no jugar. Os recuerdo que Robinho, ese al que tanto alabáis y que tanto coronáis como el emblema del futuro y artífice del “buen juego” del Real Madrid, perdía el culo hace menos de tres meses por largarse al Milán con Ronaldo, a mamarse bien a gusto con él, saliendo no una sino tres veces a los micrófonos a decir que no era feliz porque no jugaba. En todas partes cuecen habas, amigos.

Aparte de la mención al MD, tampoco me olvido del otro “enemigo en casa”, el Sport, que hoy publica en uno de sus titulares algo así como “Eto’o seguirá si promete portarse bien”. ¿Qué estamos, en el parvulario? ¿A qué viene esto?

En fin, que la semana que queda para que se reanude la Liga tiene más de siete días, y seguiremos leyendo cosas de estas… que quedarán olvidadas en cuanto tengamos un campeón, esperemos que el Barça. De momento, a esperar. ¡Maldita selección!

Guía de capítulos:

La semana más larga (capítulo 2)
La semana más larga (capítulo 3)
La semana más larga (capítulo 4)
La semana más larga (capítulo 5)
La semana más larga (capítulo 6)
La semana más larga (capítulo 7 y último)

Liverpulazo

In Barça on 22 febrero 2007 at 12:08 am

Olvídate de mí. Eso es lo que parece haberle dicho esta noche la Champions al Barça. Leo titulares que dicen que la eliminatoria está cuesta arriba. Dejémonos de milongas. El Barça está eliminado, y aún habrá que viajar a Liverpool para derrochar fuerzas en busca de una utópica remontada.

Y la cosa comenzaba de manera ilusionante, con un Ronaldinho enchufado, un Messi eléctrico y un Deco ejerciendo de auténtico líder en el centro del campo. Sin embargo, pronto observé cosas que no me gustaron y que se repetirían a lo largo del partido: Márquez parecía un colegial en su primer partido, Motta se mostraba muy impreciso en el pase corto, Belletti siempre estaba tres metros descolocado, Saviola inoperante, el último pase se producía medio segundo tarde, y Xavi estaba muy bien tapado por la línea de medios inglesa.

El gol de Deco, producto de una excelente asistencia de Zambrotta, no hizo más que maquillar estas malas impresiones agoreras que me recorrían el estómago. A ratos, la cosa pintaba muy parecida al partido del Valencia, con un Barça que empezaba a tocar más y más, y que empezaba a correr menos y menos. Mientras tanto, el Liverpool a lo suyo, agazapado.

Y pasó lo que tenía que pasar. Estoy seguro que los amigos de The Digital Garden sabrán encontrar estos datos mejor que yo: el Barça encaja muchísimos goles en los últimos minutos de las primeras partes, y hoy no iba a ser menos. Un Valdés igual de timorato que Casillas hace un par de semanas en el gol de la Real Sociedad fallaba estrepitosamente en un blocaje que, a priori, no parecía complicado. Remate propiciado, eso sí, por el enésimo error de marcaje de Belletti en lo que llevamos de temporada.

De la segunda parte no hay mucho que contar, aparte de lo ya sabido por todos en los últimos encuentros de los azulgrana: control tiránico pero precipitado de balón, pocas ocasiones y muy mal desperdiciadas (Saviola les dio la razón a los que dicen que no vale para los partidos importantes, y en los últimos minutos Deco lanzó una rosca magistral a la cruceta), y otro fallito infantil más de Rafa Márquez (al que ya no pienso darle más crédito) que propició el segundo de los ingleses. Este año tuyo es para tirar a la basura, manito.

Y Rijkaard. ¿Será verdad que es un entrenador mediocre en una plantilla de cracks? No tengo más remedio que empezar a pensarlo. Hace pocos días señalaba que el Liverpool había tenido diez días para preparar la táctica del partido. ¿Por qué regalárselo desde el punto de vista táctico, entonces? El holandés dio un recital de como no preparar una importante cita europea: cambia de banda a Zambrotta para darse el capricho de un Belletti que ya no está ni para jugar en segunda, dejando a Gio en el banquillo; experimenta en los partidos anteriores con Márquez en el medio campo para devolverlo hoy a la zaga; deja al hombre mágico del momento, Iniesta, en el banquillo, para dar entrada a un Motta que juega poco y que cuando no lo hace se tira los partidos bostezando…

Conclusión: creo que solo nos queda mirar la Liga, donde no andamos precisamente sobrados, y donde veo ahora mismo al Valencia y al Sevilla un escalón por encima en juego, calidad, físico y entereza. Mucho daño nos ha hecho este liverpulazo.

El Barça es único

In Barça on 20 febrero 2007 at 1:55 am

En efecto. Es el único capaz de tropezar varias veces en la propia piedra. El Valencia, el único equipo de España ante el que a priori siempre firmo el empate, nos la lía de vez en cuando, pero… ¡siempre de la misma manera! Nos cede el balón y espera agazapado, casi dormido se diría… Un par de contraataques, y adiós muy buenas. Gracias por venir, volved cuando queráis. Al estilo Zaragoza, vamos.

A veces creo que este Barça es como Homer Simpson. ¿Recordáis aquel capítulo en el que Homer quiere piratear la señal de la TV por cable? “Vaya, aquí hay un cable rojo, otro azul y otro verde. Tocaré el rojo, a ver…¡¡AAAAH!!” Calambrazo. “Probaré con el azul… ¡¡AAAAH!!” Calambrazo. “Volveré a probar con el rojo…”

¡Menuda primera parte que nos “regaló” el Barça! Por un momento, pensé que estaba viendo al Madrid en color azulgrana. Ni un solo regate, ni un solo desmarque, ni un solo pasito de ningún jugador sin balón… Nada. Bueno, sí, una jugada de Iniesta que cedió a Gudjohnsen, para que el islandés hiciese lo que mejor se le da: tirarla al lateral de la red. Esa fue toda la aportación del que algunos llaman dios escandinavo incomprendido e infravalorado.

Y en la segunda parte, más de lo mismo hasta que entró Messi. Al menos, a Rijkaard le habrá quedado algo claro: Leo tiene que jugar de titular sí o sí. Sus regates, desbordes y pillerías con el balón valdrán cien veces más cuando el equipo contrario no viva encerrado en su área para defender un resultado.

Otra cosa que debería ver Rijkaard es que, dada la inoperancia de Guddy y de Giuly, Saviola debe ser su primera opción en ataque hasta que no vuelva Eto’o. Juega bastante mejor que los anteriores, tanto con balón como sin él.

Sin embargo, el jugador que más me decepcionó en el día de ayer fue Zambrotta. Después de una serie de buenos partidos tras su reaparición, el italiano cuajó un mal partido, inoperante en ataque y ausente en defensa. En el primer gol se queda clavado sin reacción cuando la asistencia de Villa va hacia él, y en el segundo había dejado, como en casi todo el partido, todo su carril libre. Incluso vi a Ronaldinho recuperar un par de balones en la posición de lateral… Vamos, Zambrotta, que tu sei un ragazzo molto in gamba, ¡despierta!

En cuanto al tema de las expulsiones, ¿qué decir? Albelda y Deco son dos de los jugadores más macarras de la liga, así que… a la caseta. Me pareció bien. Lo que ya no entiendo tanto es que Butelle se escapara sin tarjeta roja, cuando realizó una carrera de treinta metros para salir del área hacia la banda y empujar con violencia a Messi, ¡estando el balón en juego! Y todo por no echar fuera una pelota cuando un jugador del Valencia estaba tendido en el suelo. Eso sí, para cuando Butelle llegó hasta Messi, el “muerto” ya se había levantado. Incomprensible que el meta acabara el partido.

En resumen: que no espabilamos. El mes de la muerte, como algunos han dado en llamar, no podía empezar de la peor manera. Nos queda el consuelo de que, bien mirado, no son más que tres puntos, y en esta liga de horrendos hay mucho margen de recuperación. No obstante, lo del miércoles es otra cosa. Si no viajamos a Liverpool con una renta cómoda del partido de ida, creo que ya nos podemos medio despedir de dos títulos (Champions y Copa).

Solo no. Con amigos, sí

In Barça on 28 enero 2007 at 10:23 pm

Ahí. Con un par. No importa ganar por dos goles (3-1), no. Para el Marca, la (equivocada) decisión arbitral de conceder penalti a favor del Barça es un “escándalo“, y además afirma que a partir de ahí el Celta bajó los brazos, con lo que no le falta el respeto a los catalanes, sino también a los vigueses. Yo diría que el escándalo es que el mejor equipo del mundo, el equipo más rico del mundo, el equipo del Balón de Oro, el equipo de los 105 millones de euros gastados este año, el equipo galáctico, el club señor, dé espectáculos tan penosos como los que lleva dando tres años. ¿O es que los árbitros marcaron los goles contra el Madrid en Villareal, Getafe, A Coruña…?

Muy queridos señores del Marca: decir que el Celta bajó los brazos con el 2-1 cuando lo cierto es que siguieron peleando como leones es de sinvergüenzas. Por si fuera poco, si el Celta tenía los brazos arriba fue por otro penalti inexistente, en el que el único contacto que se produce en el área azulgrana es entre Oleguer y Gio. Sin embargo, no tengo esperanza alguna de leer ninguna mención a esta jugada en el panfleto merengue.

Dejémonos ya de pataletas y vamos a lo nuestro. Me ha parecido muy inteligente Rijkaard en sus últimas comparecencias ante la prensa. Él solito ha conseguido revertir una situación peligrosa de la que yo avisaba, la del público echándose encima del equipo. Un poco de serenidad y de sentido común, y por fin se ha visto un Camp Nou como el que yo esperaba: dando aliento en los malos momentos y animando como nunca sin importar el marcador. Como decían en La Bola de Cristal, “Solo no. Con amigos, sí.”

Hoy se ha visto el comienzo de lo que puede ser Ronaldinho de aquí a un mes, a poco que lo dejemos tranquilo (y yo el primero). Pases, algún desmarque, buenas paredes con Gio (que hoy ha estado fantástico, asistencia del primer gol incluida), un par de pases al hueco, un buen disparo de falta y un gol de penalti. Bien, muy bien.

Pero quien sí me ha gustado especialmente, sobre todo teniendo que cuenta la cera que le he dado en los últimos tiempos, es Deco. Muy participativo, disparando a puerta, dando buenos pases (como el de la asistencia del tercero) y defendiendo como un jabato. Así se hace. Parece que el propósito de enmienda de los dos brasileños comienza a dar sus frutos.

El experimento de Iniesta en la banda no funciona desde el inicio, sino solo como solución de urgencia en las segundas partes. El de Albacete tiene una calidad y una técnica tremendas, pero en vez de sorprender con ellas por la banda, lo único que que consigue es que queden disminuídas. El panorama cambió al recuperar una posición más natural en el centro con la entrada de Giuly.

Y Saviola… ¡Ay, Saviola! Cuánto te voy a echar de menos el año que viene (presumiblemente). Me encantan los delanteros con garra, que siempre están en el sitio correcto, y que, a pesar de fallar ocasiones o pases, lo siguen intentando una, y otra, y otra, y otra, y otra vez. Solo así se marcan ocho goles en seis partidos. Ya lleva cinco en Liga y siete en la Copa. ¿Qué nos apostamos a que nos resuelve el escollo del Liverpool?

La presión en todo el campo. Esa es la verdadera noticia del día para el Barça, una costumbre de las última temporadas que esta noche hemos recuperado y que, si Dios quiere, nos ayudará a conseguir más títulos este año.

La primera vuelta

In Barça on 25 enero 2007 at 12:52 am

Finalizó la primera manga del campeonato liguero, y esta nos deja con más dudas que certezas, con más sombras que luces. Cortada la racha goleadora de Saviola, solo se pudo empatar con un Betis en puestos de descenso, y gracias. Un poquito lo de siempre en este particular via crucis azulgrana de enero: posesión de balón abundante e imprecisa, negación frente a la portería contraria, las estrellas tapadas por los nubarrones, y la claridad de Xavi como el único clavo ardiendo al que agarrarnos.

Si las primeras 19 jornadas os han parecido mediocres en general para todos los equipos, esperad a que vuelvan las competiciones europeas. Auguro que las plantillas del Barça, Sevilla y Real Madrid se fundirán aun más (aunque creo que los azulgrana tienen más profundidad de banquillo), y que la evolución del Valencia en la Liga dependerá en gran parte de si el Inter les apea a las primeras de cambio en la Champions League. El Atlético de Madrid y el Zaragoza podrían pescar en río revuelto, pero como no se lo creen ni ellos mismos, acabarán la temporada celebrando su clasificación para la UEFA (¡qué lastima de triste ambición la de estos dos equipos!).

Por debajo, lo que más me interesa es que el Racing de Santander no aparezca en los últimos puestos, y seguir disfrutando en Cantabria de la Liga de los Estrellados un año más. Mis prediciones para el descenso: Nástic, Real Sociedad y Mallorca. Y los del Athletic riéndose… pero por lo bajo.

Mientras tanto, desde el paupérrimo liderato que salva el primer tramo de liga, sigo rezando en camerunés mientras bailo un tango…

Y ya que estamos, aprovecho para hablar un poco del Marca, que hace días que lo tengo olvidado. La portada de hoy predice la llegada de Cristiano Ronaldo al Madrid porque en Manchester han dicho que, de eso, nada. Y lo comparan con los casos de Zidane, Beckham y Ronaldo. Sin embargo, ni el Madrid tiene el glamour para una estrella que tenía hace un lustro, ni a Capello le hacen gracia los centrocampistas que juegan con libertad, ya que ese lujo lo suele reservar en sus equipos para los delanteros “no-centro” (el caso, por ejemplo, de Abrahimovic). El portugués, en cambio, juega ahora en el Manchester de enganche con los delanteros moviéndose de banda a banda pasando por el centro. No veo yo cómo encajaría en el triste y aburrido Madrid que Capello quiere para el año que viene (portero gigante, Cannavaro, siete pivotes defensivos, Raúl y un delantero cualquiera, con tal de que sea obediente y no discuta con él). Además, convendría quizá recordarle al Marca la cantidad que jugadores que, después de decirle que no al Madrid, al final acabaron… no viniendo. Creedme, había escrito un artículo con esa lista de jugadores, pero los administradores de Blogger me han dicho que no se pueden publicar entradas de más de veintiocho millones de caracteres…

Reflexión

In Barça on 22 enero 2007 at 3:28 pm

Llevo unos días sin actualizar, porque creo que hay varias cosas en el Barça que merecen que todos hagamos reflexión. Y mira que hemos tenido una semana jugosita, gracias al bocas de Calderón y a la pantomima de rueda prensa de los capitanes del Madrid (al final, dejaron solo a Raúl). También podría haber comentado algo sobre la eliminación copera de los merengues, o sobre el peor equipo de 2007, el Sevilla, que el sábado volvió a no ganar y a no marcar. Pero no. En el Barcelona se está sumando la semilla de algo que esperemos que no germine.

Ayer tuvimos las primeras confirmaciones de lo que digo: pitos a Ronaldinho y a Rijkaard, y más aplausos a Iniesta que a Deco al sustituir el primero al segundo. ¿Qué está ocurriendo con nuestras estrellas y con nuestro entrenador? No sabemos lo que pasa por sus mentes, pero sí empieza a quedar claro lo que opina la grada. Las cosas no están saliendo del todo bien.

Se ganó 3-0 al Nástic en lo que a priori tenía que ser el partido más fácil del año (en casa, y frente al colista). Sin embargo, esta vez ni siquiera machacamos al contrario en posesión, una constante en los azulgrana desde los tiempos de Cruyff. Tan solo mostramos nuestra superioridad en el marcador (que tampoco está mal, en una jornada de Liga tan pobre en goles como la de ayer).

Sin embargo, Ronaldinho ya no enamora con su juego ni Deco defiende tan bien (ni tan limpio) como solía. Para muestra, un botón: no es la primera vez que Deco merece la expulsión en una primera parte. Y luego está la “dinhada“, así bautizada por mí, que es ese no-regate que consiste en llevar el balón de medio lado y a saltitos desde el área contraria hasta tu propio campo, y que desde hace semanas parece ser la única jugada que ejecuta el brasileiro. Ni regates eléctricos en carrera, ni pases prodigiosos, ni nada. ¿Solución? Hay quien dice que con 150 millones de euros procedentes de Milán podríamos hacer milagros…

No obstante, el aficionado al Barça es, por definición (y me incluyo, faltaría más), llorón, pesimista, conformista, demasiado forofo y, sobre todo, impaciente. Tendemos a olvidar con facilidad nuestra historia más reciente. ¿Nadie se acuerda ya de Gaspar, de Serra Ferrer, de Riquelme, de Bogarde, de Cristanval…? Y lo que es peor, ¿hemos olvidado que somos los actuales campeones de Liga y Champions? Llamamos vagos a los jugadores porque no juegan igual que cuando nuestro sobrino pequeño está a los mandos de la Play o la XBox, y no nos damos cuenta de que, para financiar el hecho de que estas estrellas nos den alegrías en Barcelona en vez de en los equipos rivales, hay que exhibirlos por todo el mundo en agosto, cuando el resto de los equipos hacen sus deberes de pretemporada. Puede que, simplemente, este año ese sea el aspecto mal gestionado, máxime teniendo en cuenta que algunos jugadores no han disfrutado casi de descanso estival por culpa del Mundial de Alemania. No es la primera vez que un verano con mundial de fútbol nos echa por tierra la temporada (me acuerdo ahora, por ejemplo, de Romario).

Tengamos un poco más de paciencia, a ver si superamos el bache físico y psicológico, y empezamos a distanciarnos de esos moscones que nos acechan en la clasificación.

Mientras tanto, Saviola suma y sigue. Ayer, otro gol de pillo. Y Txiki pensando en enseñarle la salida del club, ofreciéndole una renovación a la baja (bajísima).

Pero no todo ha de ser amargura. Hemos recuperado el liderato, con un partido menos. Estamos en cuartos de la Copa (contra el Zaragoza, por cierto: partido de venganza copera). Y, si estuviésemos en Argentina, se hablaría de un nuevo título para los azulgrana: el Torneo de Apertura. Espero que, a partir de ahora, todo sea bonanza. Y sin embargo…

Toda Álava sueña con el Pibito

In Barça on 17 enero 2007 at 12:54 am

Vale, no voy a repetirme. Solo quiero decir, tras el hat-trick de Saviola frente al Alavés, que si a final de temporada Saviola no sigue en esta plantilla Txiki, Rijkaard y compañía tendrán que dar explicaciones muy buenas y convincentes. A falta de chispa, de ritmo, de físico y de cameruneses, la grada ADORA al Pibito, y no soportaría su marcha si en lo deportivo no se reedita, al menos, la Liga.

Por lo demás, lo de siempre en las últimas fechas: una falta de forma física impresionante en general, y varios jugadores cuyo periplo azulgrana debe terminarse en junio. No tengamos luego que hacer una limpia a lo merengue.

Por cierto, que acabo de leer la que ha liado Calderón con sus declaraciones de esta mañana, criticando a la plantilla, a Florentino y a la afición. ¡Como si él hubiese dado alguna a derechas desde que usurpó el trono blanco! En este país, el único que tiene derecho a meterse con el Madrid soy yo ^_^¡

Faltaría más.